San Lucas – Capítulo 2

En el siglo I de la Era Cristiana, Antioquía en Siria era muy celebrada por su agradable situación, el esplendor de sus monumentos, la riqueza de su comercio, el progreso de su civilización y, lamentablemente, también a causa de sus costumbres paganas. Fue la primera Sede de San Pedro antes que él se mudase a Roma, y fue en ella que, por primera vez, los seguidores de Jesucristo recibieron el nombre de “cristianos”.

No parece haber sido judío de religión, si bien que muestre un conocimiento detallado del judaísmo, de sus ritos y ceremonias. Es más probable que haya sido un prosélito de esa religión, y que no llegó a ser circuncidado. Pues San Pablo, en su Epístola a los Colosenses, después de citar a “los únicos de la circuncisión”, pasa a los demás, entre los cuales cita a “Lucas, el médico querido” (4, 10-14). Lo más probable es que haya sido pagano, griego de estirpe, y que al conocer el cristianismo lo haya abrazado con fervor.

Cap.2

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *